jueves, junio 23, 2011

¿Para qué sirve pensar en el futuro?


Hace unos días estuve, gracias a una sugerencia de Idoia Beobide, en una interesante jornada sobre Mindfulness con Fernando A. de Torrijos. Con el título de “una guía práctica para reducir el stress”, nos habló de sus trabajos en las cárceles y los centros de salud mental y nos lanzó una propuesta: vivir el presente. A menudo nuestra mente no está con nosotros. Nos comemos una manzana o cortamos unos puerros y pensamos en algo que sucedió en el pasado o que puede suceder en el futuro. En ambos casos (pasado y futuro) no podemos hacer nada, el pasado no lo podemos cambiar y el futuro no ha llegado. Pero nuestra mente se va a estos lugares, no está con nosotros disfrutando de las formas, las texturas, los colores, los olores, los sabores de nuestra manzana o nuestros puerros.

Fernando propone algunos ejercicios para traer la mente con nosotros. Por ejemplo, uno muy sencillo es el del STOP. Vamos por la calle, andando o conduciendo un coche, y algo nos obliga a parar: un stop, un semáforo, una espera a un autobús, etc. Un momento de espera y también una oportunidad para disfrutar de algo placentero que nos rodea ... un árbol, unas flores, una sonrisa. Si buscamos, seguro que encontraremos algo que nos haga olvidar por un instante nuestras post o pre ocupaciones.

Lo que nos contó Fernando llevó mi mente a otro asunto, también un poco fuera de la realidad: el trabajo que realizamos los consultores en las empresas que nos contratan. Una gran parte de nuestro trabajo se basa en analizar el pasado o prepararnos para el futuro, haciendo multitud de planes que luego la realidad se encarga de destrozar. “El papel todo lo aguanta” es una frase típica, que pone en evidencia la importante distancia entre el pensamiento prospectivo y la realidad futura. ¿Tal vez tengamos que redefinir nuestra función, dedicándonos los consultores a ayudar a las organizaciones a mejorar la atención en lo que ahora están haciendo?

No es cuestión de olvidarnos del pasado y del futuro, saber de nuestra experiencia y pensar hacia dónde nos dirigimos nos ayuda. Pero el presente es el único momento en el que podemos actuar, ¿tal vez sea mejor poner el foco en el ahora?

7 comentarios:

JJAMLO dijo...

Estimado German:alguien podria sorprenderse de tu sorpresiva y sorprendente sorpresa al descubrir que todo presente asumido o no, conscientemente vivido o no, en ese mismo "momento,instante"...
etc.,ya es pasado.
Por tanto, no descubro la causa de tu sorpresa ante esa
cierta "logomaquia" en la que entraste con tanto entusiasmo, digno de otros muchos de tus altos quehaceres.
Para decir que la Historia, nuestra propia historia, puede y debe ser Maestra de nuestro presente (i.e.: casi pasada)vida para saber enfocar nuestra futura y corta vida, huelgan las logomaquias sin más fondo que éso: jugar con las palabras.
Si estas tan convencido de que "el papel todo lo aguanta", siempre será mejor que destrullas todos esos pesados papeles...,si no se
apoyan en el "ser, vivir,pensar, crear...etc. de las experiencias de nuestros pasados (incluido uno mismo)...
Más logomaquias : Todo presente, ya es pasado.El futuro sin soporte en la Historia, carece de fin por que no tiene origen.Y así más y más...
Esto mismo ya no es presente, fué pensado y escrito en el pasado...Amen. ¿O no.o...?.

Ana Bosch dijo...

German, agradezco tus aportaciones que abren conciencia e invitan a traspasar las teorias para enfocarnos en la práctica.
¿Cuántas veces aplicamos lo que sabemos?
En esta respuesta está la razón de ser de los consultores, los nuticionistas o los médicos.
Más acción y menos infoxicación!!
Un abrazo. Ana.

Germán dijo...

Dos comentarios querido sacapuntas:
1. El presente lo es mientras sucede la acción. Mientras estoy escribiendo esta contestación estoy en el presente de mi acción. Cuando le de a la tecla de "publicar", ya será pasado, pero no antes.
2.Una cosa es soportarnos en el pasado y otra distinta es vivir en el pasado. Es difícil distinguir el límite, pero creo que merece la pena intentarlo.

Gracias Ana.
No conocía la palabra "infoxicación" pero después de una pequeña busqueda,
me apunto sin duda a tu eslogan.

Otro abrazo a ambos

JJAMLO dijo...

¡Claro, hombre!; siempre será bueno einteligente que evites soportar y soportarte en y del pasado; otro asunto es que tropieces siempre en la misma piedra porque has sido incapaz de reconocer y aprender de tu pasado, es decir de tu Historia: ella enseña pero no te obliga a aprender...,como suele verse.
Una bofetada dada no es pasada cuendo das a la tecla... ¿O sí?.

PData: En mi Blog no logro publicar lo que escribo.
¿Que es lo que hago mal?,
¡hellp!

Germán dijo...

Esta semana te hago una visita y arreglamos lo de tu blog a cambio de una copa de vino y unas aceitunas, todo ello en presente, palabra.

JJAMLO dijo...

Cumple la palabra dada; lo escrito dicen que es papel mojado...etc.
¿O es pasado e historia que ya no enseña?

miguel dijo...

"Si estás atento al presente, el pasado no te distraerá, entonces serás siempre nuevo, por eso tienes que vivir de instante en instante, porque eso es la vida. Me costó estos 74 años llegar aquí, cómo no gozar y respetar este momento", se le escuchará decir al cantautor Facundo Cabral al comienzo de la película Camino de libertad, que se rodará en enero próximo en Argentina y Colombia

Locations of visitors to this page